BIOGRAFÍA

Nace en Madrid en 1986. A la edad de cuatro años comienza sus estudios para piano en el Centro de Formación Musical Tristán, contando con la experiencia de profesores como Lourdes Pérez o Cristina del Mar Gómez. En 2006 retoma los estudios clásicos, esta vez con la guitarra española a manos de Nisio Aranguren y Juan Carlos Alonso López. Inmerso en el mundo de la improvisación toma clases al lado del pianista y saxofonista Marcelo Peralta en la Escuela de Música Creativa en Madrid.

En 2009 es becado y realiza su primer viaje a Creta para estudiar composición modal en el Labyrinth Musical Workshop junto con Efrén López. En 2015 es premiado por el INJUVE en las ayudas a la creación. Ha tomado clases de bağlama con Cihan Turkoglu, Cem Çelebi, Efrén López y Sinan Ayyıldız; Yayli tanbur con Evgenios Voulgaris, Ahmet Sadi, y Theodora Athanasiou; Composición modal y Makam con Christos Barbas, Efrén López, Evgenios Voulgaris y Theodora Athanasiou.  En la última década ha realizado numerosos viajes por Grecia y Turquía para especializarse en instrumentos como el saz, yayli tanbur, lavta y bouzouki.

En la actualidad está a cargo de proyectos como Yayla o Alexánder Pewló Project.

Conozca un poco más sobre los instrumentos mencionados en este pequeño espacio llamado “museo” 

Entrar al museo...

INSTRUMENTOS

El baglama o saz  se refiere a una familia de instrumentos de cuerda pulsada.  Su función suele ser la de acompañamiento en el canto, a veces al unísono, en otras ocasiones desarrollando un acompañamiento rítmico-armónico muy característico. que se toca en varias regiones como Turquía, Irán, Irak, Siria y los Balcanes.  Se puede tocar con plectro (en turco mızrap o tezene) o con los dedos. El más común es el saz turco, o bağlama. Su nombre significa literalmente “instrumento musical” en su acepción más general. El término bağlamak, que significa “anudar” se debe a la presencia de trastes anudados móviles.

El Yayli tanbur es un laúd de cuello largo derivado del tanbur (puado). Yayli tanbur se denomina en Turquía al tanbur de arco. Con cuerpo similiar al banjo pero con cuello más largo y con trastes móviles  para poder adaptar el instrumento a los intérvalos microtonales de los diferentes maqams (modos).

Llamado por los griegos politiko lauto y por los turcos lavta, similar al lauto de Creta pero con cuerpo más pequeño. Es típico de Asia Menor y su técnica es similar a la del ud con la diferencia que el Laud de Constantinopla lleva trastes móviles para poder adaptar el instrumento a los intérvalos microtonales de los diferentes maqams (modos).

El buzuki o bouzouki (en griego, μπουζούκι) es un instrumento musical de cuerda pulsada con cuerpo en forma de pera y provisto de un mástil muy largo. Forma parte de la familia de laúdes de mástil largo, y tiene una apariencia similar a la de la mandolina. El frente de la caja del buzuki es plano y generalmente nacarado. Este instrumento se toca con un plectro o púa y tiene un sonido metálico abierto.

El santur (palabra persa que significa ‘cien cuerdas’) es una cítara en forma de caja trapezoidal regular de madera de morera que se toca percutiendo las cuerdas con dos delicados martillos de madera. Tiene dos pequeños rosetones en la tapa que ayudan a amplificar el sonido. El santur tiene 72 cuerdas, dispuestas en grupos de cuatro. Cada grupo de cuerdas descansa sobre un puente móvil de madera que dan al instrumento una gama de tres octavas. Es utilizado sobre todo en la música culta inaní (o persa) y de él derivan instrumentos como el clave, el dulcimer, el santur persa o el piano moderno.